ERES LO QUE ESCRIBES

sábado, 11 de julio de 2009

II MERCADO LOCAL AGROECOLÓGICO EN ZARAGOZA

BAJO EL SLOGAN DE "CONSUME SANO, SABROSO Y SEGURO"

Un folleto para niños decía así: Cuentan que Manolito zanahorio estaba un día en la huerta con sus amigas las frutas. Todos estaban inquietos porque habían oído que el señor hortelano se dedicaba hacia tiempo a la Agricultura Ecológica. La pequeña fresa le preguntó a nuestro amigo zanahorio, que era una hortaliza muy lista, porque tenía mucha vista: ¿qué es eso de la agricultura ecológica? y él le contestó: "nosotros estaremos más ricos, más nutritivos, con más vitaminas y ellos estarán más sanos porque somos naturales desde el principio".



Lo encontré por casualidad esta mañana, en la Plaza Sinués Urbiola, era un mercado apoyado por:

Slow Food Convivium Zaragoza http://slowfoodzgz.blogspot.com/
Ecologistas en Acción.
Amigos de la Tierra.
Greenpeace
Cooperativa El Bisaltico http://elbisaltico.es/
Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública en Aragón
Plataforma Ciudad Compacta 2014
Federación de Barrios.

Hoy se habían reunido compradores y vendedores, los primeros siguiendo el consejo llevaban su propia bolsa, los segundos me invitaron a firmar en contra de la "LADRICULTURA", que como su nombre indica no es sino la cultura del ladrillo. Cierto es que Zaragoza tuvo una espléndida huerta que hizo en sus tiempos de pulmón verde, de entorno urbano más humano, de espacio agrícola protegido y también un sitio de gran valor paisajísico, de aquello queda muy poco o casi nada, nos lo cuentan los mayores y yo misma recuerdo con cierta nostalgia haber ido a comprar con mi madre, siendo yo niña, los huevos a las granjas, los tomates a las torres y la leche recien ordeñada a las vaquerías, todo directamente del productor al consumidor, sin intermediarios. Para los que no son de esta zona, sepan que la torre que antes mencionaba es la vivienda típica aragonesa en el medio rural, siempre acompañada de su parcela de huerta. Pues bien, parece ser que ahora han pensado construir miles de viviendas en lo poco que queda de vergel, por lo cual es lógico que los afectados o concienciados exijan una agricultura periurbana con la característica principal de obtener productos locales y de temporada. Como decía, con el suelo agrícola que rodea nuestra ciudad ya hemos acabado porque no ha habido una ordenación territorial que impidiera tanta especulación con el terreno para urbanizar.

http://www.elhuertodelacerrada.com/

Sin embargo lo que sí tenemos claro es la preocupación de nuestra sociedad por la seguridad alimentaria, el consumidor quiere saber y los que compraban esta mañana en el mercado lo tenían muy claro, no quieren comer una fruta que no sabe a nada y no porque vengan de lugares lejanos a precios no competitivos sino porque su proceso de conservación es tan largo que repercute en la calidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario