ERES LO QUE ESCRIBES

martes, 6 de enero de 2015

CON ZAPATOS Y SIN CEGUERA



Este año compré las uvas solidarias a beneficio de la Sociedad Española contra el cáncer

NOCHE DE FIN DE AÑO
Son las uvas embolsadas del Vinalopó, su promoción se realiza a través de las redes sociales y lo recaudado de la venta, se ha destinado a proyectos para la prevención de esta temible enfermedad.

Una composición fotográfica que no alcanza la originalidad que yo pretendía.

Un racimo para celebrar una buena causa, en una actividad social que irá renovándose cada año. 
Las uvas son ricas en antioxidantes y están listas para consumir en la noche de fin de año, cuando tocan las 12 campanadas y en España se comen como manda la tradición.

Se nos fue un año de poder, pocos escrúpulos, éxito material, ambición, ganancias de todo tipo, mala gestión del dinero, carencias y dificultades.... , para qué engañarnos, lleva razón el escritor Gregorio Morán cuando dice que la manera de escribir bondadosa y angélica, en la que todo es muy bueno, no se corresponde con la realidad. Yo lo que propongo es compartir en este 2015, proyectos, tiempo, trabajo, pan, amigos de verdad y más humanidad, para que sea un año en el que logremos metas, nos realicemos y encontremos un cauce.

Este reloj de bolsillo con cadena perteneció a mi abuelo, que en noviembre habría cumplido cien años.  Un recuerdo sentimental para hablar del tiempo. Prometo que lo encontré detenido en las doce.


El tiempo. (de Loli Salvador) 



El tiempo nos sorprende por la espalda y nos enseña a perder, nos marca la lozanía, nos da sacrificios a los que rendirnos o ponernos de pie, ilusiones internas que buscan salida y alas para volar al futuro, que es llegar hasta el fin de los días.

El tiempo nos hace vivir situaciones diversas, en las que poder dar buena cuenta de un minuto intenso con todos sus segundos, y también del largo trayecto de una hora interminable. Sabemos que los buenos momentos, aquellos que llamamos inolvidables, pasan más deprisa.

En la escalera del tiempo, cuya medida desconocemos, al escuchar las doce campanadas, se siente la fuerza que aun queda, para subir todos sus peldaños, o la fragilidad que deja nuestra media vida por detrás y una vela al viento que nos mueve hacia adelante, así tomamos conciencia de que el tiempo habita en nosotros, en nuestro ser finito y que él ya existía cuando nada éramos.  
Oda al tiempo (de Pablo Neruda)

"....El tiempo es decidido,
no suena su campana,
se acrecienta, camina

por dentro de nosotros, aparece,
 como un agua profunda en la mirada...."


----------------------------------------------
Tiempo sin tiempo (de Mario Benedetti)


"..tiempo para mirar un árbol, un farol,
para andar por el filo del descanso,
para pensar qué bien hoy es invierno
para morir un poco
y nacer enseguida,
y para darme cuenta
y para darme cuerda,
preciso tiempo el necesario para
chapotear unas horas en la vida….”


--------------------------------------

NOCHE DE REYES


Seguramente el poeta Miguel Hernández, un niño como todos y con la misma inocencia, se acostó dejando en la ventana leche de cabra para los Reyes y agua y  paja para los camellos y le costó dormirse esperando ver su llegada y tuvo el mismo deseo de madrugar para abrir los regalos que tanto deseaba, poco duraron sus sueños en las malas condiciones de vida de la España de su tiempo, en la pobreza de muchas familias, incluida la suya.  No tardó nada en hacerse presente la desilusión de encontrar el calzado vacío (abarcas desiertas). Estremece saber que un niño espera y no encuentra nada, porque todo ha sido ensoñación y quimera, una petición sin fundamento o un capricho legítimo que no encuentra eco.  






Nota sobre las albarcas o abarcas:  
Recuerdo que mi abuelo llevaba albarcas de rueda y anteriormente ya las había usado su padre, todavía perduran en algunos trajes regionales de pastores y campesinos, las de rueda eran las más conocidas en España, se llamaban así porque eran de rueda de neumático reciclado, tenían una pieza en el empeine, sujetada con hebilla y otra pieza en el talón, eran flexibles, resistentes, económicas y de larga duración y fueron especialmente utilizadas, como ya he dicho, en el medio rural en los años 40.




Por el cinco de enero,
cada enero ponía
mi calzado cabrero
a la ventana fría.
cada enero ponía
mi calzado cabrero
a la ventana fría.

Y encontraban los días,
que derriban las puertas,
mis abarcas vacías,
mis abarcas desiertas.

Nunca tuve zapatos,
ni trajes, ni palabras;
siempre tuve regatos,
siempre penas y cabras.

Me vistió la pobreza,
me lamió el cuerpo el río,
y del pie a la cabeza
pasto fui del rocío.

Por el cinco de enero,
 para el seis yo quería
que fuera el mundo entero
una juguetería.

Y al andar la alborada
removiendo las huertas,
mis abarcas sin nada,
mis abarcas desiertas.

Ningún rey coronado
tuvo pie, tuvo gana
para ver el calzado
de mi pobre ventana

Toda la gente de trono,
toda la gente de botas,
se rió con encono
de mis abarcas rotas.

Rabié de llanto, hasta
cubrir de sal mi piel,
por un mundo de pasta,
por un mundo de miel.

Por el cinco de enero,
de la majada mía,
mi calzado cabrero
a la escarcha salía.

Y hacia el seis mis miradas
hallaban en sus puertas
mis abarcas heladas, 
mis abarcas desiertas.


La foto la hice caminando por aldeas gallegas, son las botas desgastadas que dejó abandonadas algún peregrino.

Este excelente poema refleja sentimientos de candidez, credulidad, chasco y hasta en algún verso aparece el berrinche, es el lamento amargo por una vida marcada en las penurias, el poeta ya nunca recordaría con emoción esa noche tan especial que para él fue el fin de la infancia, y mientras  a los niños se les oculta una verdad sostenida en el tiempo, a Miguel Hernández fue la vida quien se encargó de contársela.
Hoy día la cabalgata es una maravillosa costumbre cuyo centro de la historia son los "Magos", tres personajes venidos de muy lejos con obsequios, quedando encubierta la identidad del autor que compró los regalos, causante de tanta felicidad.  En esta velada se deja constancia de que el mejor regalo es la fantasía, el cuento, el relato con toda su imaginación, la transmisión de un engaño que entusiasma, la esperanza del niño que espera, el amor que padres, abuelos y tíos sienten por él.


Esta tarde, un poco antes de la cabalgata, escuché una conversación entre una abuela y su nieto.
Ella le decía: 
- ¡pórtate bien!, que te quedan unas horas.
el niño, de no más de seis años,  la mira y pregunta: 
- ¿unas horas para qué?
con voz severa y media sonrisa, la abuela le responde : 
- para que te dejen sin nada.

Amar es un regalo que no se encuentra en la juguetería y con amor tal vez importe un poco menos, que la "estrella" no se detenga en las casas de los menesterosos, cuando nada depende del comportamiento infantil, si portarse bien o mal tiene la misma recompensa.


A todos, feliz día y feliz roscón.

30 comentarios:

  1. me fascina como escribes y tus letras bailan
    feliz dia muchacha

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, querida Mucha, aquí el día 6 de enero es festivo, con el día de la Epifanía terminan las fiestas navideñas y ayer una amiga que vive en el Reino Unido, me recordó que allí no se celebra el día de Reyes, es laborable y tampoco se come el típico roscón y un amigo de Irlanda me dice que ese día es la "pequeña Navidad" o "Navidad de las Mujeres", así son las distintas tradiciones en un mismo mundo.

      Gracias, un beso y feliz semana.

      Eliminar
  2. Feliz día querida amiga Gracias por esta bella entrada. Un abrazo fuerte y un beso en cada mejilla.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amiga Leticia, gracias por tu afecto. Sentirse querida produce buen ánimo, aunque en la ventana no hubiera premio. La industria se expande en estos días y los objetos en venta van cargados de promesas.

      Buenas noches y un beso

      Eliminar
  3. FEliz 2015 para ti y todos los tuyos ,y que este año sigamos contando con tus historias. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola lurdes, yo también espero contar con tus imágenes.
      Caben hacerse muchas preguntas en este nuevo año, pero antes de nada tendremos que mirarnos con profundidad a nosotros mismos.

      Os deseo salud, armonía y un buen año para toda la familia. No había tenido tiempo de decírtelo.
      Gracias por acordarte y un abrazo.

      Eliminar
  4. Feliz 2015, espero continuar disfrutando de tu compañía querida amiga que en este año que abre ante nosotros se puedan cumplir algunos de nuestros sueños,un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amatista, yo también espero contar con tu amistad, y de una manera tan viva como hasta hoy y que este año podamos decir "esto ya marcha", seguro que algún camino tiene que abrirse.
      Un abrazo, amiga.

      Eliminar
  5. Mi querida Loli.
    Tu entrada son trazos de la vida real y recuerdos afloran, yo también dejaba un puñado de cebada o alfalfa para el camello, mis botas vieja y el viejo maletín de la escuela, los reyes que pasaban por mi ventana eran muy prácticos, por eso cada año maletín y botas llegaban nuevas.
    Tus letras, nos muestra la realidad de la vida y la ilusión de la infancia, “mentira sostenida” que en estos tiempos sólo se sostiene en la tradición y la historia, ya que los niños crecen demasiado rápido.
    Precioso el poema, seguro que Miguel como otros muchos tuvo una infancia sin gente de trono ni botas, esas albarcas o abarcas de tiras de goma, dejando los pies helados era entonces el calzado que complementaba el apero del pastor.
    Me ha encantado tu entrada, refleja la vida de a (diario) humana, emotiva, amena y siempre se aprende algo nuevo.
    Me han gustado mucho las fotos, me ha llegado el roscón y me ha sabido a gloria.
    Como ves llego con retraso, por eso ya no hago planes, estaba hablando con una buena amiga mientras miraba y leía, tenía en mente comentarte tan pronto dejara el teléfono en su base, pero el hombre propone y Dios dispone, así que te saludo y abrazo por la mañana, que felices sean todos los días de tu vida.
    Ambar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Ámbar, yo tenía mis dudas siendo niña de que los camellos comieran alpiste para pájaros y un año ni se molestaron en probarlo, según mi madre, venían bien comidos y bebidos de otras casas. Es habitual oír que los niños de hoy nacen sabiendo, pero a veces son espectadores apáticos, sin ilusión a la hora de retirar el envoltorio de tantos regalos, y de toda esa abundancia o exceso, es responsable el adulto, por eso Miguel Hernández, familia de cabreros y con siete hijos, lo normal es que soñara con jugar en vez de pastorear a tan corta edad, aunque este poema lo escribió siendo ya adulto.
      En cuanto a las albarcas, como bien me dijiste podían ser de cuero, es una fabricación artesanal que ha ido desapareciendo, se llevaban con peducos de lana, que he visto tejer con cuatro agujas, también habrás oído mejor que yo, que en aragonés al calzado se le llama "calcero".
      Sabes que eres siempre bienvenida a cualquier hora.
      Un abrazo

      Eliminar
  6. Loli;que a lo largo de este recién estrenado 2015 se vayan cumpliendo todas tus metas y sobre todo que no dejes de ser tu misma, que para los que tenemos la suerte de poder disfrutar de tus entradas es un premio encontrar tanto afecto.y sobre todo el gran respeto que sientes por los más desfavorecidos.

    Un beso enorme.amiga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Bertha, a veces nos tratan de seducir en las fechas comerciales y hay que saber decir no, conviene la moderación, también vale más dos niños siendo amigos, jugando con algo sencillo, que un niño en soledad con un juguete espectacular.
      Por aquí en esta fecha, comemos el roscón y vosotros en Cataluña el tortel, no deja de ser un postre similar, con sus variantes y la sorpresa prefiero que sea un muñequito, algo simbólico, que dinero en efectivo.

      Sí, el respeto siempre para los que no pueden alcanzar algo mejor, y que la comprensión haga florecientes las obras de nuestras manos.

      Un abrazo grande.

      Eliminar
  7. Extensa y hermosa entrada la que nos dejas, Loli, pero,sobre todo, reflexiva. La mente la tenemos demasiado cerrada y tus letras la desatascan un poco. Y eso hace que nos preguntemos si va loros el tiempo como debiéramos antes de que se nos escape de la mano...
    Un abrazo y feliz 2015
    Fina

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Fina, comienza el poema de Benedetti diciendo:
      "Preciso tiempo, necesito ese tiempo
      que otros dejan abandonado
      porque les sobra o ya no saben
      que hacer con él.."
      Creo que valoramos el tiempo pero quizás no le sacamos el máximo partido, se necesita tiempo para sentirnos bien, para cuidar las relaciones, para cambiar de ambiente, mejorar la salud, organizarnos, y estamos equivocados cuando creemos que al detenernos perdemos tiempo y sin embargo lo estamos ganando. Alguien dijo que tener prisa es acelerar el final, puesto que la mayoría deseamos que nuestro trayecto sea largo y nuestra vida es ese viaje hacia el fin. Por eso al escribir sobre el tiempo pensé que en la juventud hay lozanía, pero eso no indica que nos sintamos mejor que en otras etapas de la vida.
      Amiga, que el nuevo año nos sea provechoso y encontremos en él la fuerza.
      Un fuerte abrazo

      Eliminar
  8. Cuanta sabiduria hay siempre entigo querida
    un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Renacer, te agradezco tus bonitas palabras,
      parece que al finalizar un año y comenzar otro es el momento de analizar y si lo deseamos, hacer algún cambio en la vida que llevamos. Comencé la entrada pensando en que salud y enfermedad no tienen fronteras y la acción solidaria puede aliviar y nos humaniza, y al escribir sobre el tiempo, inevitablemente aparece un mañana pero también tienes que mirar atrás. Elegí las imágenes a sabiendas de que el calzado y el reloj son esenciales en nuestra senda vital.
      Un abrazo

      Eliminar
  9. Sabia y reflexiva entrada nos ofreces hoy, para recapacitar sobre toda nuestra vida, pasado y presente, sobre cómo utilizamos el tiempo y las cosas, esas a las que no damos importancia y hay tantas personas que las necesitan.
    Besos, te deseo un feliz fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Demófila, para nosotros lo valioso es lo que nos sienta bien y no siempre lo material alimenta el alma, imagino a un niño que se siente seguro, protegido y querido, y eso le proporciona una felicidad más duradera que infinidad de objetos. Sigue habiendo gente que tiene tan poco como tuvo el poeta, y cuando los Reyes prometían detenerse en todas las casas, de las suyas pasaron de largo, por eso entristece la ignorancia de quien no pudo hacer otra cosa que cuidar un rebaño.
      Un beso y feliz fin de semana.

      Eliminar
  10. Respuestas
    1. Querido Diego, feliz fin de semana. Mañana pasaré a leerte.
      Que comience el 2015 con buena predisposición y tu deseo de hacer nuevas cosas.
      Un abrazo.

      Eliminar
  11. Muy bien escrito Loli, y me quedo por encima de todo con una palabra que has dicho aquí, "compartir". Así es, debemos concienciarnos de que todo lo que se comparte sabe mejor y deja mejores resultados. Lo bueno duplica el éxito, y lo malo sabe menos malo si se ha compartido. Espero que hayas comenzado muy bien el año. Un fuerte abrazo y buen fin de semana. @Pepe_Lasala

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pepe, compartir es una palabra bondadosa que nos atañe a todos, y como bien dices, siempre es mejor con alguien que a solas. Sin comprensión cualquier dificultad se va alargando en el tiempo, pero con apoyo todo se cura.

      Que pases un buen fin de semana, que va a ser frío en esta capital maña. Un abrazo.

      Eliminar
  12. Mi querida Loli, qué hermosa entrada, me hiciste recordar a mi padre que también usó las albarcas... y un reloj parecido guardo de él... Hermoso sentir así el tiempo en este maravilloso rincón que es tu blog. Te felicito amiga porque me haces recordar y sentir lo que fue mi familia cuando yo era una niña... Son recuerdos que tú me haces compartir hoy. Gracias amiga. Te mando mi cariño con los mejores deseos para este nuevo año que acabamos de estrenar. Un beso fuerte.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Julie, si no te importa, pongo el enlace de tu poema titulado "a la deriva", para que los lectores lo lean, la reflexión que en él haces es genial. En mi opinión no hay nada que postergar en el tiempo, si lo hacemos, nos vamos a un futuro y ese tiempo es hipotético.

      https://eltiempohabitado.wordpress.com/2015/01/09/a-la-deriva/

      Y como es casi seguro que este año te embarcarás en nuevos proyectos, te deseo que disfrutes de ese espíritu emprendedor.
      Un beso y feliz fin de semana.

      Eliminar
  13. Preciosa entrada Loli!
    Bonitos poemas y mucho sentir expresas.
    Feliz 2015 para tí y los tuyos. Que tus proyectos se hagan realidad. Que nos sigamos acompañando.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Ángela, por alguna razón, en el fin y comienzo de cada año, me da por abordar cuestiones de valor esencial. Estamos llamados a comunicarnos y a entendernos, por eso, a través de este espacio, seguro que nos seguiremos encontrando y yo seguiré entrando en tu mundo de creaciones en las que no falta empeño y trabajo.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  14. Loli, mi niña, te encontré, en mi blog solo sales como los blogs en los que participas, no que tú tengas uno, por eso he dicho que te encontré, porque llego a ti, desde el blog de Pepe Lasala.

    Primero mi más sincera felicitaxión por este nuevo año que acabamos de comenzar, que él haga realidad tus sueños y en tu camino florezcan rosas sin espinas.

    Con el poema de Miguel Hernández, LAS DESIERTAS ABARCAS, me has llenado de recuerdos... así eran mis reyes, sólo un plato de palomitas de maiz y unos calcetines, todos los años igual... llegué a odiar a los reyes.

    Y creo que en el mundo que vivimos hoy, hay muchos niños que creen en esos majestuosos señores, y en la noche de Reyes pasan de largo, porque es más importante la comida, que cualquier juguete.

    Gracias Loli, por sacudir conciencias dormidas, con lo que se gasta esa noche en cotillones, NINGÚN NIÑO QUE VIVA EN ESPAÑA QUEDARÍA SIN JUGUETES.

    Un abrazo grande, desde un lugar del corazón.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Ángeles, creo que debo tener alguna irregularidad en mi blog, por eso no me extraña tu dificultad para acceder a él. Desconozco a qué es debido.

      Imagínate que alegría tener como regalo de Reyes, el plumier de madera de dos pisos, cuyo precio actual es el equivalente a 4000 pesetas, una buena cantidad en los años 60, y la muñeca Elenita, muy famosa en aquella época, la regalaban con el tambor de detergente y ahora la venden para coleccionistas de juguetes..hay que conformarse con pequeñas cosas, cuando los tiempos son difíciles y la vida de las familias es elemental y escasa, en cualquier caso, los niños de antes estaban preparados para no descorazonarse tan fácilmente.
      Será que los Reyes no tienen suficientes pajes, son muy ancianos ya, y hay tantos niños en el mundo que no han podido llegar a todos. Lástima que al año siguiente se repita la misma historia en unos zapatos vacíos.

      Un fuerte abrazo y mil gracias.

      Eliminar
  15. Este año como cada año, nuestro tren parara en alguna estación, depende de cada uno de nosotros dejar ir a la tristezas, miedos, frustraciones, malos momentos, desamor. Agradece a cada uno de ellos.. su compañía y sus enseñanzas, aunque hayan sido dolorosas, déjalos ir, déjalos bajar de este tren. Deseo que en esta parada, a tu tren suban miles de bendiciones, sueños alcanzables, amor, abundancia, fuerza y determinación para seguir tu viaje.
    Hoy en mi vagón quedaran puestos desocupados y espero te sientes a mi lado para compartir junt@s este nuevo viaje. FELIZ NUEVO COMIENZO EN ESTE AÑO 2015!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Victoria, me gusta tu comentario, al que has añadido un buen puñado de propuestas, y todas ellas llaman desde el interior.
      La vida está llena de contratiempos y obstáculos, y cómo afrontar ese viaje, va a depender de nosotros, mejor si lo hacemos con los pies en el suelo y recordamos quiénes somos y adónde vamos.
      Me subo a ese tren en tu compañía y deseo que el 2015 sea para ti, de fuerza y buen ritmo, y para el mundo, un año de bellas intenciones y mayor claridad.
      Un beso

      Eliminar