Repite: El mundo está en paz y yo también.

jueves, 14 de octubre de 2010

EL CORAZÓN DE LA TIERRA

Hoy no se habla de otra cosa que del complejo y arriesgado rescate en Chile, todo un ejemplo que nos hace creer en los milagros, mucha levadura en medio de la masa por la salvación de los 33 hombres que habitaban en las entrañas del desierto más árido del mundo ejerciendo una de las profesiones más duras. Nosotros como seres ordinarios siempre albergamos sueños en medio de las dificultades y no todos los días se presentan ocasiones de grandes hazañas.
Me alegra mucho saber que esta ha sido una situación desesperada en la que se ha producido un sentimiento solidario, responsable y de servicio con un objetivo común, una manera de enfocar bien las cosas y de buscar sentido con todos nuestros instintos generadores de esfuerzo, ir así por la vida aporta gran satisfacción, cada uno en su puesto, con honradez y tesón.
Hoy hemos de agradecer la colaboración inestimable de otros países por ese indiscutible buen trabajo unido al más profundo fundamento de la vida.
No han dejado de asombrarme con el progreso, la técnica, los nuevos instrumentos de trabajo, de comunicaciones, en medio de esta vida de confort, de conquistas espaciales y avances médicos, es fascinante que se vayan resolviendo tantos problemas en este mundo que todos deseamos feliz y que también haya noticias buenas porque la maravilla de nuestro tiempo es llegar cada vez más lejos y aún quedan otras cumbres sobre las que alzarse en el futuro.

“TODO PASA. PASAN POMPAS Y VANIDADES. NADA QUEDARÁ, AL FIN DE CUENTAS, DE LO QUE HOY ES LA DULZURA O EL DOLOR DE TUS HORAS, SU FATIGA O SU SATISFACCIÓN. UNA SOLA COSA TE SERÁ CONTADA, Y ES TU OBRA BIEN HECHA”. EUGENIO D´ORS

En alguna ocasión he visitado minas convertidas en museos como la de Escucha (Teruel) en las que se pueden ver las maquinarias utilizadas en los años 50, en especial me sobrecoge pensar en aquellas mulas utilizadas para la carga del carbón, que entraban siendo jóvenes, se quedaban ciegas y no salían con vida de la mina, también he visitado otras que todavía siguen en activo, he visto libros de contabilidad que pesaban hasta 33 kg. y otros documentos referentes a las faltas de asistencia al trabajo y la penalización en el salario por dicho motivo. Hay minas que han dado vida a un buen número de pueblos cercanos por lo que cada habitante desempeñaba una labor, bien como administrativo, carpintero, ingeniero, químico, entibador, etc. También he sabido del hallazgo de cráneos de niños encontrados en las minas, a los niños se les daba misiones diversas debido a su pequeño cuerpo que podía acceder por cualquier orificio, cuando se producía un accidente no se les rescataba, estoy hablando de 1870 en España.

En las minas de cobre de Riotinto (Huelva) me llamaron la atención los lagos artificiales formados del lavadero del mineral cuyas aguas aunque están contaminadas poseen un color azul y verde que las hace de una insólita belleza, todo en apariencia ya que no hay en ellas vegetación ni vida animal. En cuanto a las minas a cielo abierto se encuentan en la cima de una montaña que ha sido explotada por pisos, comenzando desde arriba hacia abajo, las fallas del terreno se deben a movimientos sísmicos y a las voladuras, los accidentes aunque pueda parecer lo contrario son más peligrosos, el derrumbe arrastra de una planta a otra todo lo que encuentra a su paso, causando nuevas víctimas en cada bancal.

Por mi interés en hacer diarios de viajes siempre llevo conmigo un cuaderno para anotar datos, la última vez lo hice sobre piritas, calcopiritas y gossan, de las primeras se saca el azufre y el ácido sulfúrico, de las segundas el cobre y del último el oro y la plata.

Ninguna compañía se puede permitir el lujo de que una población se encuentre ubicada sobre un yacimiento, la solución es tajante, trasladar el pueblo a otro lugar, tajante también fue aplacar una huelga con la intervención del ejército y la muerte de mineros, en la película "El corazón de la tierra" podemos ver la explotación cruel a los trabajadores y a los menores además de la degradación del medio ambiente, como ya digo, en otros tiempos, cuando las minas de Riotinto eran propiedad extranjera; hoy el descontento se debe a la defensa del sector y eso lo sabe bien Aragón cuando se dice: "sin carbón, hay pueblos que se apagan", lo sabe Asturias, "tan negra de minerales" y lo sabe también Castilla y León.


Hoy buscaba una canción para este tema y recordé aquella de Víctor Manuel, no la de "el abuelo fue picador, allá en la mina y arrancando negro carbón, quemó su vida", esta es en recuerdo de esas tristes historias impresas en la lista negra de la minería del mundo que no debieron haber sido si las causas fueron las inadecuadas medidas de seguridad.


En la planta catorce
del pozo minero
de la tarde amarilla
tres hombres no volvieron
hay sirenas, lamentos, acompasados ayes
a la boca del pozo.
Dos mujeres de luto
anhelando dos cuerpos
y una madre que rumia
su agonía en silencio
es el tercero.
A las diez la luna clara
se refleja en las sortijas del patrón
recién llegado
con sombrero, gravedad y su aburrido gesto.
El ha sido el primero,
vendrán gobernadores
alcaldes, ingenieros.
tratarán de calmar, la presentida viuda
que se muerde el pañuelo
no sabrán acercarse
a la madre que les mira
con los ojos resecos.
A las doce el patrón mirara su reloj
los otros ya se fueron
y en un punto y aparte
esbozará un fastidio
mientras piensa ¿pero donde están estos?
Ha llegado otro relevo de bomberos
y a la una menos diez de la noche
el primer muerto.
Sentados en el suelo, los mineros
se hacen cruces y recuerdan a Dios
quién diría les pillara de sorpresa
la tragedia repetida
a veces el más bravo se le queda
mirando fijamente al patrón
con dientes apretados
Y el patrón con sombrero,
tiene dos policías a su lado
¡no hay cuidado!
Tres horas lentas pasan
y a la luz de las linternas asustadas
el cura con los ojos arrasados
al segundo le va uniendo
sobre el pecho las manos
y un chaval de quince años
mientras llora impotente
se abraza contra un árbol
y el chófer del patrón con su gorra de plato
se siente desplazado,
es un hombre prudente, bien domado.
El rocío ha calado hasta los huesos
cuando sale el tercero
le recibe con sonrisa gris azul la madrugada
y con voces los mineros
mientras se abrazan todos
y uno de ellos, el mas fiero
por no irse al patrón, llora en el suelo.

11 comentarios:

  1. Un duro trabajo el de los mineros. El caso de Chile, creo q ha sido seguido a nivel mundial y me alegra saber que todo ha terminado bien. No creo q cualquiera pudiera aguantar este tipo de trabajo porque como tu bien dices una mina impresiona, y sobrecoge.
    Un saludo amiga

    ResponderEliminar
  2. Gran esfuerzo físico, falta de luz solar, la silicosis, las malas posturas.... si a eso se le suman las jornadas que se ampliaban hasta límites extremos en otros tiempos, el máximo rendimiento sin interrupción y el descanso dominical incumplido, es de suponer que con ese agotamiento no sería fácil recuperar las energías.
    Yo también celebro su vuelta a la vida, me han parecido muy equilibrados para lograr sobrevivir con buen juicio en ese encierro tan prolongado.
    un fuerte abrazo Marian

    ResponderEliminar
  3. El rescate de los mineros chilenos es para estar muy contentos, por ver que los seres humanos somos capaces de hacer milagros.
    Maravillosa tú entrada.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. …ardiendo
    otoños
    de pasión.

    TE SIGO :


    Con todo
    mi corazón
    desde :


    HORAS ROTAS
    Y
    AULA DE PAZ

    prendidas
    ahora
    para compartir
    ya contigo .

    tu
    bello
    blog
    con
    un
    ramillete
    de
    oro
    y
    claveles
    dentro...


    desde mis
    HORAS ROTAS
    Y AULA DE PAZ


    TE SIGO TU BLOG
    LAS CIEN PUERTAS DE EUNATE



    CON saludos de la luna al
    reflejarse en el mar de la
    poesía...


    AFECTUOSAMENTE
    LOLI

    ESPERO SEAN DE VUESTRO AGRADO EL POST POETIZADO DE ENEMIGO A LAS PUERTAS, CACHORRO, FANTASMA DE LA OPERA, BLADE RUUNER Y CHOCOLATE.

    José
    Ramón...

    ResponderEliminar
  5. Amigo disancor, esta vez me ha gustado ver que dentro de nuestras siempre limitadas cualidades también lo somos de grandes obras, que no sólo haya acciones injustas de unos hombres contra otros.
    Esta tarde estuve en tu casa paseando entre tus últimos escritos los cuales intento no perderme.
    Por aquí hace mal tiempo, frío y con fuertes rachas de viento y a las 12 de la noche tendremos la traca fin de fiestas.
    un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. José Ramón, tu llamada a mi puerta me ha dado una grata sorpresa. Todo un detalle el poema que me dedicas con ese ramo de flores hecho palabra, voy a imaginármelo musitado a media voz y con una sidrina a tu salud. Un abrazo y mil gracias.

    ResponderEliminar
  7. Gracias disancor, buena falta me hace un descanso, lo mismo te deseo para los próximos días, que sean felices. un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Loli sus palabras van más allá de un simple relato.
    Buen domingo Saludos

    ResponderEliminar
  9. José Ramón, he visto las fotos de los que se presentan a concurso, nunca pensé que pudiera haber tantas ideas en torno al huevo, hay que ver cuántas cabezas pensantes; me han gustado mucho pero a decir verdad tu foto va más allá de la parodia, el comic o el chiste, viniendo de ti, tiene finura y elegancia. Mi voto por amigo y buen fotógrafo.
    Feliz domingo.

    ResponderEliminar
  10. Querida Loli. El otro día pasé a visitarte casi sin tiempo y dando una vuelta por tú blog me encontré con este post.
    Soy de una tierra donde las minas forman parte del maravilloso paisaje, una tierra muy rica. Nunca olvidaré que Ponferrada no me gustaba, estaba negra, ( por el carbón) pero eso no me gustaba, solíamos viajar mucho dentro de la comarca y siempre veías minas, dando trabajo a tanta gente, un trabajo duro sin duda, pero digno y con el las familias vivían bien, de Ponferrada decían que era la ciudad de oro....No ha pasado mucho tiempo y fijate que triste lo que está pasando con ellos, este verano he estado pasando un mes en mi tierra y he querido ir a uno de los pueblos mineros, a Fabero, me he traido unos cuantos trozos de carbón ( los tengo muy cerca)....cuentas muchas cosas, ya sabes.. pero la verdad es que la gente de allí, la que sigue utilizando el carbón en sus cocinas no quiere el carbón de fuera, lo siguen comprando en la comarca, dicen que ni huele igual, que no les gusta y supongo que mejor que ellos no lo sabe nadie....


    En este momento se están volviendo a movilizar, en Villablino. Estando lejos de ellos, lo sigo con cariño y un respeto enorme
    .
    Esta canción siempre me gustó y con Santa Bárbara Bendita... los pelillos se disparan, me llega a lo más profundo, como en el fondo de la mina.
    Un fuerte abrazo Loli y que pases un bonito fin de semana.
    Gracias por tus amables comentarios sobre mi pintura.

    ResponderEliminar